Sombrillas con calefacción

10 ideas a tener en cuenta

al comprar una sombrilla con sistema de calefacción

Materiales arquitectónicos de calidad

Para una calidad óptima, bajo mantenimiento y larga duración, solamente deben utilizarse los mejores materiales.

Nosotros usamos membranas de PVC extensibles cubiertas de PVDF. Dicho material hace a las sombrillas resistentes a rayos ultravioleta. Los paneles de lona están soldados en forma de T, con perímetro de cintas reforzadas.

Los marcos combinan cinc y aluminio galvanizado con doble capa de pintura pulverizada: simplemente el mejor recubrimiento protector de acero en el mercado.

Los cables de sujeción son de acero inoxidable marino 316 que garantizan elmantenimiento de la tensión de la membrana durante un largo periodo.

2. Calefacción e iluminación integradas

La calefacción e iluminación se deben integrar totalmente en una sola sombrilla para que esta se convierta en un sistema completo.

3. Calor envolvente

Los calentadores deben proporcionar calor alrededor de la sombrilla para crear un ambiente cálido bajo el dispositivo. Para lograr esto, la colocación de los calentadores es esencial. La mejor ubicación es a lo largo de los brazos de la sombrilla, y no en el mástil central.

4. Iluminación suave

Las sombrillas no deben contener focos de luz intensos dirigidos directamente a las personas. La iluminación de las sombrillas Heatray es suave, tenue y se difunde por el toldo, no alumbrando directamente a la gente. De esta forma además elimina las sombras producidas por los cables.

5. Cableado oculto

El cableado de los paneles y de las lámparas debe de ir oculto por razones de seguridad y estética. Los cables quedan en el interior de una cubierta central estanca e impermeable.

6. Viento

Las zonas exteriores suelen experimentar cambios atmosféricos diariamente.

Durante los meses más fríos, la sombrilla térmica tendrá mucha utilidad.

Generalmente, los períodos más fríos del año también se asocian a niveles más altos de viento.

Las sombrillas exteriores deben poder soportar condiciones de viento fuerte.

Un buen nivel de resistencia al viento garantiza que la sombrilla pueda soportar con seguridad tales cambios en las condiciones atmosféricas.

Lo idóneo es el nivel de resistencia de 120km/h que soportan nuestras sombrillas. Si por las necesidades particulares de su negocio necesita que dicho límite sea aumentado, no dude en solicitarlo.

7. Control de calor

Para que la calefacción sea precisa, esta, debe de ser regulable. Los calentadores ajustables permitirán que el sistema sea utilizado en todas las estaciones para amortiguar el golpe de frío, o calentar en condiciones de frío intenso. Además, la calefacción de dos fases de nuestros productos permite un ahorro de energía.

8. Protección contra el agua

No solo deberá ser resistente al agua la lona de la sombrilla, sino también los sistemas de calefacción e iluminación incorporados a la sombrilla. El viento puede traer fácilmente lluvia desde cualquier dirección, incluyendo a través de la sombrilla y posiblemente por debajo de la lona. El estándar internacional para la protección contra la penetración del agua es IPX5. Nuestros productos cumplen satisfactoriamente con este estándar.

9. Accesorios para la protección del mal tiempo

Los accesorios son una opción importante para cualquier sistema de la sombrilla, e incluyen dispositivos para unir las estructuras, pantallas laterales protectoras para el verano, cortinas laterales para períodos frescos/húmedos o luces claras para crear una iluminación más natural. Resulta imprescindible que los accesorios estén acoplados de una forma que asegure la impermeabilización y duración del producto. Los accesorios no deben de estar sujetos con pinzas o cremalleras, sino más bien deben acoplarse a los extremos de la sombrilla. Esto también permite la opción de retirar o añadir nuevos accesorios fácilmente sin estropear la lona.

10. Diseño modular

Las sombrillas térmicas deben tener un diseño modular para poder agregar más sombrillas o accesorios en cualquier momento. De esta forma se puede ampliar fácilmente una zona agregando sombrillas térmicas a una instalación establecida anteriormente.

Sistema de calefacción eléctrico de paneles radiantes ERH

5 cosas a tener en cuenta

antes de comprar un sistema de calefacción eléctrico de paneles radiantes

1. Altura del montaje de la instalación

Al diseñar un Sistema de Calefacción Eléctrico de Paneles Radiantes, la altura del montaje es crucial.

Las personas y los objetos absorben la energía radiante, por tanto, los calentadores que producen energía radiante no se pueden montar a demasiada altura.

Contamos con una gama de paneles eléctricos de diversos tamaños, comenzando con las unidades de 1200W. Estas unidades no se pueden montar a más de 2,5 metros sin que esto merme su eficacia. A mayor altura se requieren unidades más grandes, que son mayores en longitud que las unidades de 1200W. Este aumento en longitud compensa la capacidad de las unidades de distribuir la energía (calor) de manera uniforme. Cuanto más grande es la unidad, menor el rendimiento.

Las unidades de ERH son de 1200W y las unidades dobles de ERH de 2400W.

Las unidades dobles ERH  no tienen una mayor longitud, de este modo se garantiza que no haya una disminución del rendimiento.

2.  Diseño del Sistema Eléctrico – dispositivos RCD

Los estándares australianos estipulan que se requiere un dispositivo RCD con cualquier instalación de paneles eléctricos. Si su presupuesto no incluye un RCD, lea la letra pequeña. En alguna parte se indicará que el cableado fijo es obligatorio y la conexión a RCD está recomendada. Esto significa que el electricista de instalación tendrá que crear un dispositivo RCD para usted, lo que supondrá un coste adicional.

En nuestros presupuestos se encuentran los C. Control Modules; éstos son dispositivos RCD. Los módulos de control han sido prefabricados para permitir un ahorro de costes y fácil instalación.

3. Energía de entrada y energía de la salida (Calor)

La entrada (potencia, electricidad) a un panel eléctrico no equivale necesariamente a una salida específica de energía (calor) en la gama de productos. Las unidades eléctricas de diversos fabricantes pueden tener la misma entrada (potencia-electricidad), pero pueden tener diferentes salidas de energía (calor).

ERH cuenta con una energía de entrada de 1200W y una salida de energía, según se calcula por la temperatura exterior de los paneles, de 360°C. Aunque otros productos de otras marcas tienen la misma energía de entrada no existe ningún otro producto con la misma temperatura exterior de salida. Muchos alcanzan solamente los 250°C. Esto significa que las unidades de HeatRay proporcionan más energía (calor).

4. Control del calor de salida

La calefacción (salida de energía) se controla de dos maneras;

1. Alterando la fuente de alimentación a los calentadores: Atenuador/termostato.

2. Alterando el número de elementos de calefacción dentro de cada unidad utilizada: calefacción multifase.

Control termostático: Puesto que la energía radiante no controla la temperatura del aire, los controles termostáticos son inexactos. Los controles termostáticos son convenientes para áreas de interior donde no existe movimiento de aire. Los calentadores de panel de exterior con controles tipo termostato o atenuador ajustan la cantidad de corriente (potencia) del calentador. El inconveniente es que si la entrada se baja más de cierto nivel, las unidades se vuelven ineficaces.

Control de calor en dos fases con funcionamiento ALTO-BAJO: Esto se traduce a todos o solamente a la mitad de elementos dentro de cada calentador que esté encendido. Se requiere el 50 % de potencia para calentar la mitad de los elementos. Menos potencia volvería a las unidades ineficaces.

5. Diseño del producto

Existen un número de características de diseño únicas en el panel de ERH. Una de ellas es la forma del frontal negro de las unidades; Los paneles de ERH tienen un frontal curvado que permite una distribución amplia de la energía (calor). Los productos de otras marcas tienen frontales negros planos que limitan la extensión radial de energía, creando únicamente una columna estrecha de energía.


Calefactores radiantes

[slideshow]

El calor radiante es un método de calefacción que produce calor mediante la irradiación de energía, como el sol, pero sin el componente dañino de los rayos ultravioleta.

Cuando la energía radiante penetra el aire, los objetos en su trayectoria absorben esa energía y se calientan; la energía radiante no calienta el aire de su alrededor.

El efecto que produce es como el que se experimenta al estar paseando en la sombra y después moverse a una zona con luz directa del sol. Aunque la temperatura ambiental siga siendo la misma, se siente más calor bajo la radiación directa del sol.

La energía radiante se puede medir en función de las diferentes longitudes de onda de la misma; algunas producen la luz visible que crea un resplandor rojo, mientras que otras son invisibles y no crean resplandor.

La longitud de onda que asegura una óptima absorción de calor por el cuerpo humano es la energía radiante infrarroja que se sitúa en el rango de 4-5 micrones. A esa longitud de onda, el calor generado es saludable, eficiente y rápidamente absorbido por el cuerpo humano.

+ Ver mas artículos sobre calefacción

Paneles radiantes Cobertia

[slideshow]

Los paneles radiantes Cobertia ofrecen además de las ventajas de la calefacción radiante, un diseño moderno, discreto y elegante, que les permite integrarse perfectamente en la decoración del espacio a climatizar.

Si bien el coste de adquisición de un equipo de paneles radiantes es superior a las tradicionales “setas”, lo cierto es que se obtiene un ahorro considerable en el coste del suministro, además de reducir el riesgo de accidentes y el impacto medioambiental.

Sistemas Cobertia de calefacción – tiendas en naves industriales

Son múltiples la ventajas de la instalación de una tienda en una nave industrial, pero una de sus mayores necesidades es la adecuada climatización de la misma.

Habitualmente, las naves industriales disponen de grandes espacios diáfanos y techos muy altos, además suelen estar construidas con materiales poco aislantes térmicamente.

Por éste motivo suelen tener temperaturas muy bajas en invierno y excesivas en verano. Lo que en ocasiones supone una incomodidad para los clientes, sobretodo en los días de menor afluencia, así como para los propios trabajadores.

Calefacción de naves industriales

Mantener caliente todo el aire del interior de la nave, supone una gran inversión en equipos y un gasto energético considerable.

Si analizamos las necesidades reales, podremos observar que lo que realmente precisamos calentar son las zonas de trabajo de los empleados, así como las zonas de paso de los clientes.

No tiene sentido, calentar las partes altas de la nave, ni los almacenes de stock que no afecten ni a empleados ni a clientes.

Por éste motivo, la solución más adecuada para calentar una instalación de éste tipo es a través del calor radiante que no calienta el aire, sino las personas y los objetos. Es el mismo efecto que producen los rayos solares en invierno, que calientan si inciden directamente en la persona, pero no calientan el aire en las zonas de sombra.

El efecto del calor radiante es inmediato, por lo que no es preciso tener los equipos funcionando todo el tiempo para mantener caliente el espacio, sino que pueden activarse en el momento que se considere necesario.

Cobertia dispone de distintos modelos de calefacción radiante para cada necesidad, que pueden utilizarse tanto en el interior como en el exterior.

Calefactores radiantes + ver más

Calefactores radiantes con trípode + ver más

Paneles radiantes enpotrables o colgantes + ver más

Refrigeración de naves industriales + info

Panel radiante Cobertia

Calefacción para terrazas

calefacción radiante

Sistema para maximizar la rentabilidad de las terrazas ampliando sus horas de uso.

El sistema de calefacción radiante es altamente eficaz ya que calienta a las personas y no el aire que las rodea.

Las estufas o calefacciones convencionales, producen con frecuencia muy poco o demasiado calor y calientan el ambiente.

El calor radiante es el más similar al calor generado por el sol, pero sin el dañino componente de sus rayos ultravioleta.

Uso interior y exterior Bajo consumo y mantenimiento • Calor solar sin ultravioleta • Regulación instantánea de la temperatura • Mínimo impacto de la instalación • Simple, eficiente y elegante paneles de calefaccion radiante



paneles de calefacción radiante

Paneles de bajo consumo que distribuyen de forma homogénea el calor.

Los paneles radiantes han sido diseñados con el fin de proporcionar un nivel de energía radiante confortable y altamente eficaz, además de integrarse perfectamente en una decoración moderna.

Fácil mantenimiento gracias a la protección de nivel IP65 (referente a la Normativa de Estanqueidad y Penetración del Agua) que permite que los paneles puedan lavarse.

Regulador de intensidad del calor en dos niveles que permite controlar el calor en función de su necesidad, obteniendo un mayor confort y también ahorro adicional de energía, lo que supone una importante reducción en los gastos operativos.